Mujeres en movimiento
por Graciela Sallesses

“Perdí mi tiempo”
“Estoy grande, vieja y me veo horrible, ¿cómo llegué a esto?”
“Ya se pasó el tren…”

Puede que sea alguno, algunos o porque no, todos. ¿Acerté? Entonces te quiero decir algo mujer: ¡este libro es para vos! Muchas mujeres pasamos por este estado de sentirnos un tanto “inútiles”, postergadas de nosotras mismas. Y en esto me incluyo porque yo también admito haber tenido esos pensamientos alguna que otra vez, pero no me sentí muy cómoda con ellos en mi cabeza así que decidí hace algo. Algo que me ayudó a despertar.

La palabra “vida” remite a movimiento, a acción, y mientras el corazón lata, circule sangre por la venas y podemos sentir el recorrido de nuestra respiración, da por seguro que estás viva. Y si estamos vivas de alguna forma tenemos que estar en movimiento más allá de nuestra condición actual. Quizás podemos gozar de una muy buena salud, o quizás ya estemos con ciertos “achaques de la edad” como se dice por ahí (“los años no vienen solos”, decía mi madre); lo importante es que sea cuál sea el estado cuando hablo de movimiento me refiero al movimiento en todas sus formas: físico, mental, emocional, espiritual. Porque somos un todo, no solo “una parte”. Y esas partes tienen que entrar en movimiento para ser parte activa de la vida. ¡Y para eso necesitamos despertar!

¡Des… per… tar!

Medida: 22 x 15 cm
Páginas: 128
ISBN: 978-987-3992-70-4

Mujeres en Movimiento
$270,00
Cantidad
Mujeres en Movimiento $270,00
Entregas para el CP: Cambiar CP

Conocé nuestras opciones de envío

Mujeres en movimiento
por Graciela Sallesses

“Perdí mi tiempo”
“Estoy grande, vieja y me veo horrible, ¿cómo llegué a esto?”
“Ya se pasó el tren…”

Puede que sea alguno, algunos o porque no, todos. ¿Acerté? Entonces te quiero decir algo mujer: ¡este libro es para vos! Muchas mujeres pasamos por este estado de sentirnos un tanto “inútiles”, postergadas de nosotras mismas. Y en esto me incluyo porque yo también admito haber tenido esos pensamientos alguna que otra vez, pero no me sentí muy cómoda con ellos en mi cabeza así que decidí hace algo. Algo que me ayudó a despertar.

La palabra “vida” remite a movimiento, a acción, y mientras el corazón lata, circule sangre por la venas y podemos sentir el recorrido de nuestra respiración, da por seguro que estás viva. Y si estamos vivas de alguna forma tenemos que estar en movimiento más allá de nuestra condición actual. Quizás podemos gozar de una muy buena salud, o quizás ya estemos con ciertos “achaques de la edad” como se dice por ahí (“los años no vienen solos”, decía mi madre); lo importante es que sea cuál sea el estado cuando hablo de movimiento me refiero al movimiento en todas sus formas: físico, mental, emocional, espiritual. Porque somos un todo, no solo “una parte”. Y esas partes tienen que entrar en movimiento para ser parte activa de la vida. ¡Y para eso necesitamos despertar!

¡Des… per… tar!

Medida: 22 x 15 cm
Páginas: 128
ISBN: 978-987-3992-70-4